La soledad en los mayores

José Carlos Bermejo Higuera

Resumen


Sin resumen disponible

Texto completo:

PDF

Referencias


Madoz V., ‘Soledad’, en 10 palabras clave sobre los miedos del hombre moderno, Verbo

Divino, Estrella 1998, pp. 283-284.

Cfr. ‘Boletín sobre el envejecimiento’. ‘La soledad de las personas mayores’, Observatorio de

Personas Mayores, IMSERSO, diciembre 2000.

Cfr. Rubio R.,Aleixandre M., ‘Prevención del aislamiento social en personas mayores’, en Rev.

Esp. Geriatría y Gerontología, 1997 (32), p. 57.

López J.J., ‘Aislamiento y soledad en las personas mayores’, en Razón y Fe, 1994, pp.33-36.

Cfr. Sánchez J.L., Braza P., ‘Aislamiento social y factores físicosensoriales en la depresión

geriátrica’, en Rev. Esp. Geriatría y Gerontología, 1992 (27), p. 30.

Cfr Rubio R., Aleixandre M., ‘Prevención de Aislamiento social en personas mayores’, en Rev.

Esp. Geriatría y Gerontología, 1997 (32), p.51.

Cfr. Roig J., ‘La soledad’, Eides, Barcelona 1988, p. 3.

Alvarez E.A., ‘La amistad en la edad avanzada’, en Gereátrika, 1996 (12/6), p. 51.

Escribe David Hume: ‘El celibato, el ayuno, la penitencia, la mortificación, la negación de sí

mismo, la humildad, el silencio, la soledad y todo el conjunto de virtudes monásticas, ¿por qué

razón son rechazadas en todas partes por los hombres sensatos, sino porque no sirven para nada;

ni aumentan la fortuna de un hombre en el mundo, ni le convierten en un miembro más valioso

de la sociedad, ni le cualifican para el solaz de la compañía, ni incrementan su poder de disfrutar

consigo mismo? Observamos, a la inversa, que van en contra de todos estos fines deseables,

embotan el entendimiento y endurecen el corazón; oscurecen la fantasía y agrian el

temperamento. Por lo tanto, las transferimos con justicia a la columna opuesta y las colocamos

en el catálogo de los vicios; y ninguna superstición tiene la fuerza suficiente entre los hombres de

mundo para pervertir completamente estos sentimientos naturales’ (Hume D. Investigación sobre

los principios de la moral, sec. 9, Espasa Calpe, Madrid 1991, p. 143).

Cfr. Lotz J.B., De la soledad del hombre, Ariel, Barcelona 1961, p.12.

Cfr. Quinodoz J.M., La soledad domesticada, Amorrortu editores, Buenos Aires 1993, p.21.

López J.J., ‘Aislamiento y soledad en las personas mayores’, en Razón y Fe, 1994, p.32.

Cfr Klein M., El sentimiento de soledad y otros ensayos, Paidós, Buenos Aires 1982, p.154.

San Juan De La Cruz, Poesías, II, 15.

San Juan De La Cruz, Noche Oscura, 17,6.

López J.J., ‘La jubilación: opción o imposición social’, en Reis , 1992 (60), p.95.

Cfr. Molinero S., ‘Fragilidad en la espera social’, en Rev Esp. Geriatría y Gerontología, 1997

(32), p.22.

Iglesias De Ussel J., La soledad en las personas mayores: Influencias personales, familiares y

sociales. Análisis cualitativo, IMSERSO, Madrid 2001, p. 14.

Laforest J., Introducción a la gerontología. El arte de envejecer, Herder, Barcelona 1991,

pp.79-173.

Hunter E., Soledad y angustia, Noguer y Caralt, Barcelona 1986.

Berger L., Mailloux-Poirier D., Personnes Agées. Une approche globale, Études Vivantes,

Montreal 1989, pp. 64-65.

Sandrin L., Aspetti Psicologici Della persona anziana, Camillianum, Roma 1994, p.9.

Cfr.Elías N., La soledad del moribundo, FCE Madrid 1987, pp. 81-82.

Cfr. Alarcos F.J., Bioética y Pastoral de la salud, San Pablo, Madrid 2002, p. 257.

Bazo Mª. T., ‘Personas ancianas: salud y soledad’, en Reis, 1989 (47), p.215.

Cfr. Molinero S., ‘Fragilidad en la esfera social’, en Rev. Esp. Geriatría y Gerontología, 1997

(32), p.25.

Cfr. Sánchez J.L., Braza P., ‘Aislamiento social y factores fisicosensoriales en la depresión

geriátrica’, en Rev. Esp. Geriatría y Gerontología, 1992 (27), pp. 28-34.

Cfr. Castro Mª P., ‘La soledad, algo más que no vivir en compañía’, en Mensajero, 1995

(1252), p. 37.

Bazo Mª T., ‘La familia como elemento fundamental en la salud y bienestar de las personas

ancianas’, en Rev. Esp. Geriatría y Gerontología, 1991 (26), p. 51.

Cfr. Sandrin L., Caretta F., Petrini M., Anziani oggi.

una sfida per la medicina, la societá e la chiesa, Camilliane, Torino 1995, p. 50.

Sarano J., La soledad humana, Sígueme, Salamanca 1970, pp.72-73.

Bazo Mª. T., Personas ancianas: salud y soledad, en ‘Reis’, 1989 (47), p. 203.

Sarano J., La soledad humana, Sígueme, Salamanca 1970, pp. 74-75.

Bazo Mª. T., ‘Personas ancianas: salud y soledad’, en Reis, 1989 (47), p. 215.

Cfr. Boletín sobre el envejecimiento, La soledad de las personas mayores, Observatorio de

Personas Mayores, IMSERSO, diciembre 2000.

Iglesias J., La soledad en las personas mayores: Influencias personales, familiares y sociales.

Análisis cualitativo, IMSERSO, Madrid 2001, p. 25.

Ibíd, p.155.

López Azpitarte E., ¿La edad inútil? Para ayudar y prepararse a la vejez, San Pablo, Madrid

, p. 45.

Iglesias J., La soledad en las personas mayores: Influencias personales, familiares y sociales.

Análisis cualitativo, IMSERSO, Madrid 2001, p. 120.

De Beauvoir S., Tous les hommes sont mortels. Gallimard, Paris 1946.

Cfr. Iglesias J., La Soledad..., op. cit., pp. 149-165.

Cfr. García Monje J.A., Treinta palabras para la madurez, Desclée de Brouwer, Bilbao 1997,

p. 219.

Wamba Magallanes F., Soledad existencial: aspectos psicopatológicos y psicoterapéuticos,

Universidad de Sevilla 1997, p. 34.

Alvarez Turienzo S., El hombre y su soledad, Una introducción a la ética. Sígueme,

Salamanca 1983, pp.364-365. El autor cita a Ortega y Gasset (Qué es filosofía).

Pontificio Consejo Para Los Laicos, La dignidad del anciano y su misión en la Iglesia y en el

mundo, Cáritas Editores, Madrid 1999, p. 22 ss.

OMS, ‘Salud y envejecimiento. Un documento para el debate’, en Boletín para el

envejecimiento, Perfiles y tendencias, IMSERSO, Observatorio de personas Mayores,

Noviembre 2001, p.15.

Laforest, J. Introducción a la gerontología. El arte de envejecer, Herder, Barcelona 1991, p.

Cfr. Diamond A., Cómo vencer su soledad, Ediciones 29, Barcelona 1987, p. 31.

López Azpitarte E., ¿La edad inútil? Para ayudar y prepararse a la vejez, San Pablo, Madrid

, p. 82.

Cfr. Frankl V., Homo patiens, Salcom, Varese 1979, pp. 96-109.

Cfr. Sandrin L., Aspetti psicologici della persona anziana, Camillianum, Roma 1994, p.17.

Moreno A., Herida y anchísima soledad, PPC, Madrid 1996, p. 71.

Quinodoz, J.M. La soledad domesticada, Amorrortu editores, Buenos Aires 1993, pp. 246-

Nouwen H.J.M. El sanador herido, PPC, Madrid 1996, pp.102-103.




DOI: http://dx.doi.org/10.11565/arsmed.v32i2.264



Copyright (c) 2016 ARS MEDICA Revista de Ciencias Médicas

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento 4.0 Internacional.

ISSN: 1234-5678 © Dirección de Extensión y Educación Continua, Escuela de Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile. http://www.arsmedica.cl

Journal Supported by